Raspberry Pi con disipadores

Hoy me han llegado los disipadores para instalar en la Raspberry Pi. Nunca está de más ayudar al hardware a mantenerse a una temperatura relativamente baja, y más aún cuando tenemos previsto tenerla en un entorno donde no habrá demasiado aire en circulación (posiblemente dentro de una caja de telecomunicaciones) y funcionando continuamente.
El modelo que he elegido teniendo el cuenta la relación precio/calidad ha sido el Zalman ZM-RHS1 (10€ en Amazon). Se trata de unos disipadores de aluminio de 12x12mm que se adaptan perfectamente a los tamaños de los chips que queremos mantener fríos en la Raspberry Pi (la CPU y la memoria), mediante una lámina autoadhesiva. Si tenéis ocasión y queréis pagar algo más podéis elegir los Swiftech MC14 o los MC800. Personalmente me gustan mucho los MC800, que por un lado son de cobre, pero por otro casi cuestan más que la Raspberry… jajajaja, así que nos quedamos con los Zalman, que es una marca que personalmente me da bastante confianza (he usado varios productos de esa casa, y la recomiendo al 100%).
Raspberry Pi tal cual, en caja.
Raspberry Pi con dos ZM-RHS1.
Los 6 disipadores que nos sobran, los guardaremos para otra RPi que tengo en camino (para un mediacenter) y posiblemente para un Arduino Leonardo, aunque esto ya lo iremos viendo mas adelante…

Comentarios

  1. Por Antonio

    Responder

    • Por José María

      Responder

  2. Por Antonio

    Responder

    • Por José María

      Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *